Moco cervical después de una implantación exitosa

Durante la implantación, el óvulo fertilizado se adhiere al revestimiento del útero y se conecta al torrente sanguíneo a través de él. Este proceso a menudo se denomina en términos técnicos anidación o implantación. En algunos casos, hay un ligero sangrado durante la implantación, conocido como sangrado de implantación. Esto ocurre porque los vasos sanguíneos del útero pueden lesionarse durante el proceso de implantación. ¿Sangre? ¡Sin pánico! No es peligroso para la mujer ni para el curso posterior del embarazo. Obtén más información sobre el moco cervical después de una implantación exitosa en esta página.

Implantación: ¿cuándo tiene lugar?

La planificación familiar natural te permite percibir tu ciclo particularmente bien en todas sus fases. Con el tiempo notarás cambios en tu ciclo de forma más rápido y con mayor acierto. La ovulación preexistente puede reconocerse particularmente por el moco cervical. 

Ahora todos los signos son verdes: se ha producido un pico de moco cervical y esta condición permite que los espermatozoides migren al óvulo. También puede tener lugar la fecundación. Necesita aproximadamente 6 días para que el óvulo fertilizado se asiente en el útero y se implante completamente. 

Para ti, esto significa: con un ciclo regular de 28 días, la implantación se completaría aproximadamente entre el día 19 y el día 24 a más tardar.

Tipps zum Schwanger werden. Schwangere Frau hält sich den Bauch. Symbolbild.

Implantación: ¿un poco más cerca del deseo de tener hijos?

Desafortunadamente, la fertilización exitosa no es garantía de embarazo, porque es importante que el óvulo se implante correctamente. ¡Un embarazo solo puede ocurrir cuando el óvulo y el útero se han conectado y estás más cerca que nunca de cumplir tu deseo de tener hijos!

También te puede interesar esto